Croquetas de queso caseras

Cómo hacer unas croquetas de queso para chuparse los dedos. En casa las típicas croquetas que se comen siempre son las de jamón, las de pollo, las de cocido pero has probado preparar unas croquetas de queso? Te aseguro que están espectaculares. 

Receta de croquetas de queso caseras

Si eres amante del queso como es mi caso estas croquetas se van a hacer tus favoritas. Se pueden hacer del tipo de queso que más te guste, incluso con dos tipos de queso que le dan un sabor y una intensidad que no de la podrías imaginar.

Si te ha quedado un taco de queso en la nevera y no sabes que hacer con él no te lo pienses más prepara unas croquetas de queso cómo estás. Es la receta de aprovechamiento perfecta, nunca falla y la puedes preparar de mil sabores diferentes.

Con el interior cremoso y su exterior crujiente las croquetas son uno de los entrantes o aperitivos que más triunfan en todas las comidas. Y si además las combinamos con el sabor a queso que a todos nos encanta ya son lo mejor.

Receta de croquetas de queso caseras

No hay nada como tener croquetas caseras en el congelador. Si tu sabor favorito es las de jamón o pollo te recomiendo que prepares las de jamón y pollo de mi madre que son una delicia. Siempre las tengo en el congelador. O las de queso roquefort y membrillo, diferentes y deliciosas.

Preparación de la masa para las croquetas:

  1. Empezamos preparando la masa para las croquetas, esta es mejor prepararla de una día para otro para que reposen bien en el frigorífico.
  2. Colocamos un cazo con el aceite a fuego medio-alto y sofreímos la cebolla hasta que esté doradita.
  3. Seguidamente, añadimos la harina, removemos bien para que se integre con el aceite y la cebolla y dejamos unos minutos hasta que se tueste.
  4. En ese momento, vertemos la leche y, rápidamente, mezclamos con ayuda de las varillas hasta que nos quede homogéneo. Este paso es importante para que no queden grumos en la masa.
  5. Debemos ir removiendo mientras va espesando. Sabemos que la masa la está en su punto, cuando empieza a despegarse del fondo y las paredes de la cazuela cuando pasamos la cuchara.
  6. Seguidamente, agregamos los daditos de queso y volvemos a remover para que queden bien repartidos por la masa.
  7. Una vez ya tenemos la masa preparada, vertemos la preparación en una manga pastelera y la dejamos enfriar ahí. Es recomendable dejarla en el frigorífico de un día para otro, así la masa cogerá cuerpo y se asienta los sabores.

Preparación de la croquetas de queso:

  1. Después de haber reposado la masa, hacemos el rebozado de las croquetas.
  2. Batimos los huevos con una pizca de sal.
  3. Vamos sacando porciones de masa de croquetas de la manga pastelera, de esta forma nos quedan redondas, y sólo debemos cortar según el tamaño que nosotros queramos que sean las croquetas.
  4. Pasamos por harina, después por el huevo batido y, finalmente, por pan rallado.
  5. Dejamos reposar una rato en el frigorífico para que endurezca el pan rallado.

Preparación final y presentación de las croquetas de queso caseras:

  1. Ponemos una sartén a fuego con abundante aceite de oliva, y calentamos a fuego medio alto.
  2. Cuando estén caliente el aceite añadimos las croquetas y freímos hasta que estén doraditas. Es importante no agregar muchas croquetas a la vez para no bajar la temperatura del aceite.
  3. Cuando estén fritas, las sacamos y depositamos en un plato con papel de cocina para que absorba el exceso de aceite.

Y ya tenemos las croquetas de queso listas para disfrutar!

Receta de croquetas de queso caseras

Si eres fan del queso y quieres ver más recetas donde se use, tienes en el blog una etiqueta donde encontrarás todas las recetas de queso que he publicado. PINCHA AQUÍ para ir a verlas.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *